Artículos

Rastrear órganos


Los órganos traza son estructuras atrofiadas sin función obvia en el cuerpo.

El apéndice cecal El intestino humano, por ejemplo, es un órgano vestigial. Este órgano es una pequeña proyección del ciego (región del intestino grueso) y no juega un papel importante en el hombre y los animales carnívoros.

Sin embargo, en herbívoros, el apéndice está muy desarrollado y juega un papel importante en la digestión de celulosa; en él viven microorganismos que actúan sobre la digestión de esta sustancia.

Parece que los mamíferos, carnívoros y herbívoros actuales, tenían ancestros comunes cuya dieta debería basarse en alimentos vegetales ricos en celulosa. Sin embargo, en el curso de la evolución, las caídas y los apéndices ya no son beneficiosos para algunos grupos de organismos, en los que se reducen, como rastros de su origen.

Ejemplos de estructuras vestigiales son la vértebra coccígea, la membrana nictitante y los músculos de las orejas.

¿Los hombres descienden de los monos?

Uno de los argumentos utilizados para defender el evolucionismo es el de la anatomía comparada. En la siguiente imagen podemos verificar la existencia de órganos homólogos (órganos que tienen el mismo origen, la misma estructura básica y la misma posición en el organismo y pueden realizar diferentes funciones) entre el hombre y otro primate.